FANDOM


Rising from the ground.png
Rising from the ground
Kanji ライジング フロム ザ グラウンド
Romaji Raijingu furomu za guraundo
Número 10
Saga Saga de la Guerra contra Hueco Mundo
Cronología
Anterior Scene of the Camellia
Siguiente A mere game of chess
Personajes
Anastasia BitzerEnricco DescartesFriedrich HesseHishigiku HanagataIchiei FurukawaIchika FurukawaKazuo HarikenKiyoshiRebecca LiebesgottSakura

Rising from the ground (ライジング フロム ザ グラウンド, Raijingu furomu za guraundo; Traducido al Español como Levantándose desde el suelo) es el décimo capítulo de la Saga de la Guerra contra Hueco Mundo.

SinopsisEditar

De no haber sido por las habilidades tecnológicas de Kiyoshi, probablemente la Séptima División estaría en un gran riesgo en ese instante, sobre todo porque el extraño Quincy con el que peleaban, había deshabilitado por completo la Zanpaku-tō de su Capitán, el cual actualmente se encontraba enviando distintos Kidō a su enemigo.

Lo más complicado para Kiyoshi, no era el tener que defender los cuarteles, eso era algo que se le había encargado hacía ya bastante tiempo, sino el no lograr descifrar como deshacer la habilidad del enemigo de su Capitán. Sin embargo, esperaba que el "Este es el séptimo" significara algo para la batalla, mas no lograba descifrar qué. Y, para ayudarlo todavía menos, el Quincy se había encargado de destruir las cámaras antes de entrar a los cuarteles, por lo que tuvo que utilizar uno de sus circuitos para ver lo que sucedía.

Como Ichiei le había dado permiso de acceder a las computadoras de la Duodécima División, Kiyoshi logró acceder a la pequeña cantidad de información que poseían de los Quincy, únicamente descubriendo que el Quincy se llamaba "Friedrich Hesse" y que su letra era la "N", aunque ese último aspecto no le servía de mucho.

Por su parte, el Capitán Hariken nunca se había sentido más molesto. Había oído el rumor de que los Quincy, en un pasado, lograron robar el Bankai de los Shinigami, más Ichiei había logrado hacer que todo Shinigami capaz de utilizar el Bankai tuviera una cualidad Arrancar escondida en su sangre, era prácticamente una Ley para esta clase de Shinigami. Sin embargo, esto no era robo, había bloqueado su Zanpaku-tō, aspecto que lo frustraba todavía más, aunque podía seguir oyendo la voz de Satsujinsha, cosa que estaba seguro no debía pasar.

Kazuo: Hado #162 Warai Ryūō

La llamarada que salía de la boca de Kazuo era tan grande que sorprendió al Quincy, quien rápidamente trató de evitar el ataque, aunque terminó con partes de su ropa calcinadas. Sin embargo, una vez logró ponerse en pie, el Capitán apareció detrás de él y lo golpeó por la espalda, provocando que Friedrich atravesará el techo de la división, terminando por alguna razón en el cuarto en el que se encontraba Kiyoshi.

Kiyoshi: Los moveré de aquí, no planeo participar en esto.

Con un movimiento de sus circuitos, transportó a los combatientes a otra zona, sorprendiendo tanto al Capitán como al Quincy.

Friedrich: No planeo averiguar que es lo que acaba de pasar, pero tengo la tarea de acabar con todo Shinigami del nivel de un Capitán, por lo cual, acabaré contigo primero y luego con tu extraño Teniente.

Kazuo: Espero comprendas, que no planeo ser un oponente sencillo.

Como si ya con el ataque no fuera suficiente, una extraña Quincy había logrado invadir la Primera División. Muchos habían sido transformados en piedra. La joven Rebecca, demostraba una gran emoción al ver como todos caían a sus pies.

¿?: El amor Shinigami es tan interesante, nunca había sentido algo así. Un amor tan estúpido, eso es lo que veo aquí, ja ja ja, ¿pero quien soy yo para saber eso?

¿?: Una persona muy idiota, ¿no crees Sakura-chan?

Sakura: Oh, claro que sí Ichika, se nota que esta jovencita no sabe lo que es amar. Ve el amor como algo que puede controlar.

Ichika: Y así no es, en lo más mínimo. Y estoy segura que Hishi, tampoco lo cree.

De al lado de Ichika un león de cristal apareció. Su melena se movía como si de una de verdad se tratase, se movía con mucha elegancia. Y sin embargo, lo que más sorprendió a la Quincy fue que el león hablara.

Hishigiku: Te he dicho 1000 veces, Ichika, si te vas a referir a mí de alguna manera, hazlo con mi primer nombre, Hishigiku, y si alguna vez me respetas, usarás mi nombre completo Hishigiku Hanagata.

Ichika: ¿Sabes lo extraño que es ver que eres la única Zanpaku-tō que cuando es liberada es como si se materializara su espíritu?

Hishigiku: Sí, pero esta vez me diste habilidades de agua, odio esa clase de habilidades ¡y más cuando soy un gato! ¡los gatos odian el agua!

Sakura: Podrías decirle que se calle, trato de pensar como podemos golpear a la tipa esta... Mmm... Imagina, Sōzōsha.

La Zanpaku-tō de la Shinigami se extendió, formando un bastón de 2 metros. Inmediatamente, la joven saltó sobre la Quincy, y como si de una bazooka se tratara, disparó un cohete gigante hacia la mujer, quien apenas logró evitarlo. Y sin embargo, sin problema alguno disparó miles de flechas hacia ambas Shinigami, aunque sin problema alguno, Sakura cubrió el lugar con una manta gigante, la cual se desintegró junto con las flechas, por lo cual ninguna les tocó.

Sakura: Mira, podremos no ser las Tenientes de esta división, ni siquiera las Capitanas, aunque Ichika trate de serlo todo el tiempo.

Ichika': Deja de hablar de mí como si no estuviera a tu lado.

Sakura: No hables cuando trato de establecer un punto... en que estaba... ¡Cierto! Sin ser Tenientes o Capitanes, sí tenemos la cualidad de que juntas, ¡somos las combatientes más grandes de esta división!

Ichika: Hado #54 Haien

La masa de energía espiritual golpeó a la Quincy sorpresivamente, la cual fue empujada en dirección hacia Sakura, quien como si lo hubiese calculado, golpeó a Rebecca con suma precisión en el estómago, provocando que la misma escupiera sangre. Con una reacción rápida, ella disparó un extraño rayo rosa en dirección hacia el hombro de Sakura, quien no pudo evitar sentir el dolor en el mismo, provocando que Rebecca pudiera alejarse.

La joven no podía permitirse perder, pero usar su Vollständing era apresurarse, más sintió la presencia de alguien más a su lado, al mover su cabeza, vio a Anastasia.

Anastasia: Vamos Rebecca, levántate, entre las dos acabaremos con esos sacos de arrugas.

Sin embargo, la batalla que se llevaba a cabo en Hueco Mundo tenía dimensionas completamente distintas a las del Seireitei. Primeramente por el hecho de que el Capitán de la Duodécima División y la Novena Espada del Ejército Arrancar, no habían comenzado su batalla, o por lo menos esto era lo que parecía.

Por su parte, sin mover un solo músculo, Ichiei mantenía los cuerpos utilizados en su Bankai para batallar contra los "sujetos de prueba" de Descartes, quienes parecían no acabarse nunca. Si los números del Capitán no fallaban, había destruido por lo menos 40, bueno, al menos los 4 cuerpos que invocó lo habían hecho sin dudar un solo instante.

Curiosamente, los cuatro cuerpos invocados eran de razas distintas. Un Shinigami, un Quincy, un Arrancar y un Fullbringer, cuerpos sumamente poderosos con habilidades extraordinarias. Sin embargo, el Fullbringer fue acabado, de la misma manera que los otros excepto el Shinigami, quien antes de ser destruido desapareció, sorprendiendo a Descartes.

Enricco: ¿A qué se debe el que desaparecieras a ese Shinigami? Pensé que en este juego se valía todo.

Ichiei: Se vale todo, pero no pensé que fueras capaz de utilizar el Kidō, o por lo menos esa abominación semejante a nuestros hechizos. Me gusta que sean capaces de hacer eso, así, por lo menos seré capaz de investigarlos.

Sin esfuerzo alguno, Ichiei se lanzó hacia Enricco, dejando en su lugar un agujero en suelo. El golpe apenas si pudo ser esquivado por Descartes, quien sin pensarlo trató de golpear al Capitán, quien tomó el brazo del Arrancar y lo envió contra la pared, y además, enviando un Hado en la misma dirección. Sin embargo, el Arrancar no solo esquivó el Hado, sino que lo envió con el doble de potencia hacia el Capitán Furukawa, impactándole en la espalda.

Enrico: Beta #11: Reflejo. Nuestras Fórmulas son muy interesantes, no son tantas como las de ustedes los Shinigami, pero tienen mucha más potencia y usos. ¿De verdad crees que esta batalla será sencilla? No, no, y no, puedo ser el "Espada más débil", según he oído, pero no necesito fuerza para pelear, sino un poco de cerebro.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar